viernes, 9 de marzo de 2012

Nos hicieron creer


Nos hicieron creer que el ‘gran amor’, sólo sucede una vez, generalmente antes de los 30 años. No nos contaron que el amor no es accionado, ni llega en un momento determinado. Nos hicieron creer que cada uno de nosotros es la mitad de una naranja, y que la vida sólo tiene sentido cuando encontramos la otra mitad. No nos contaron que ya nacemos enteros, que nadie en nuestra vida merece cargar en las espaldas, la responsabilidad de completar lo que nos falta.

Las personas crecen a través de la gente. Si estamos en buena compañía, es más agradable.

Nos hicieron creer en una fórmula llamada ‘dos en uno’: dos personas pensando igual, actuando igual, que era eso lo que funcionaba. No nos contaron que eso tiene nombre: anulación. Que sólo siendo individuos con personalidad propia, podremos tener una relación saludable.

Nos hicieron creer que el casamiento es obligatorio y que los deseos fuera de término, deben ser reprimidos. Nos hicieron creer que los lindos y flacos son más amados.

Nos hicieron creer que sólo hay una fórmula para ser feliz, la misma para todos, y los que escapan de ella están condenados a la marginalidad. No nos contaron que estas fórmulas son equivocadas, frustran a las personas, son alienantes, y que podemos intentar otras alternativas. Ah, tampoco nos dijeron que nadie nos iba a decir todo esto.

Cada uno lo va a tener que descubrir solo. Y ahí, cuando estés muy ‘enamorado de tí mismo, vas a poder ser muy feliz y te vas a enamorar de alguien’.

Vivimos en un mundo donde nos escondemos para hacer el amor… …aunque la violencia se practica a plena luz del día.

John Lennon

domingo, 4 de marzo de 2012

Mujeres que corren con los lobos

Cuando un hombre planta árboles a cuya sombra 
sabe que nunca habrá de sentarse,
ha comenzado a entender el sentido de la vida. 

 .................

La mejor tierra para sembrar y hacer crecer algo nuevo
otra vez está en el fondo.
En este sentido, tocar fondo, 
aunque extremadamente doloroso,
es también el terreno de siembra. 

jueves, 1 de marzo de 2012

Tú, mi paisaje favorito

La mitad de la belleza, depende del paisaje;
y la otra mitad, de la persona que la mira.
Los más brillantes amaneceres;
los más románticos atardeceres;
los paraísos más increíbles;
se pueden encontrar siempre en el rostro de las personas queridas.

Cuando no hay lagos más claros y profundos que sus ojos;
cuando no hay grutas de las maravillas comparables con su boca;
cuando no hay lluvia que supere a su llanto;
ni sol que brille más que su sonrisa.

La belleza no hace feliz al que la posee;
sino a quien puede amarla y adorarla.
Por eso es tan lindo mirarse cuando esos rostros,
 se convierten en nuestros paisajes favoritos.

Lin Yutang

Jardín habitado

El mundo resulta muy vacio
si nada más pensamos en montañas, rios y ciudades.
Pero,
si conocemos a alguien que piensa y siente como nosotros
y qué, aunque distante,
está cerca de nosotros en espíritu,
entonces,
la tierra se convierte en un jardín habitado.

Goethe
He leído que lo mejor para no estar triste es aprender algo.
Aprender por qué el mundo se mueve y qué lo mueve..



El mundo entero es una chimenea
¿con qué estado de ánimo puede uno evitar quemarse?
Gao Feng.

Monotonía

A un día monótono,
otro monótono, invariable sigue.
Pasarán las mismas cosas
volverán a pasar
los mismos instantes nos hallan y nos dejan.

Un mes pasa y trae otro mes
lo que viene, uno fácilmente lo adivina:
son aquellas mismas cosas fastidiosas de ayer.

Y llega el mañana ya
a no parecer mañana...

C. Cavafis